Sucesos

Detenido el propietario de una conocida discoteca por explotar a 22 chicas como reclamo para atraer a clientes masculinos.

32views

Dos jóvenes que buscaban trabajo a través de las redes sociales terminaron “empleadas” como chicas de compañía de hombres de todas las edades en una de las discotecas más reconocidas del centro de Madrid. Allí, los responsables les indicaban cómo debían vestir, a qué clientes debían atraer y cómo comportarse con ellos, según la investigación.

La Policía Nacional detuvo al propietario de la discoteca, frecuentada por famosos y futbolistas, por explotar a al menos 22 chicas de imagen, todas entre 20 y 30 años. Su objetivo era atraer a los clientes masculinos. El arrestado, de 58 años y de nacionalidad española, no tenía antecedentes.

Agentes de la Brigada Provincial de Extranjería y Fronteras de la Jefatura Superior de Policía de Madrid realizaron una inspección en el local en el distrito de Chamberí el 3 de diciembre, identificando a 66 empleados y verificando que las jóvenes trabajaban sin contrato y sin estar dadas de alta en la Seguridad Social.

Las chicas debían vestir ropa sugerente y ofrecer un trato cercano y alegre a los hombres que acudían a la discoteca, siendo el principal reclamo para los clientes. A cambio de cantidades entre 50 y 80 euros, los clientes disfrutaban de la compañía y los servicios de una mujer joven durante toda la noche.

Las mujeres eran incentivadas para promover la contratación de reservados dentro del local y maximizar el consumo de los productos ofrecidos en la discoteca.

Las chicas eran captadas por personal del local, algunas a través de Instagram, y una vez aceptadas, formaban parte de una bolsa de trabajo con 200 mujeres que se gestionaba a través de una aplicación de mensajería instantánea.

Hasta cien chicas coincidían en el local en una misma noche para prestar sus servicios, según fuentes policiales.

El propietario de la discoteca fue detenido a finales de mayo por delitos contra los derechos de los trabajadores, donde se encontraron cuatro jóvenes en situación irregular, lo que llevó a 21 infracciones por incumplimiento de la normativa laboral y en materia de extranjería.

Esta operación representa una de las primeras acciones policiales para combatir este tipo de delitos en el sector, tras detectar un aumento de contrataciones irregulares de mujeres jóvenes como chicas de imagen en locales nocturnos de Madrid. El objetivo es prevenir la explotación de mujeres jóvenes y promover la regularización de su situación laboral.

Leave a Response