Sucesos

El veredicto del jurado popular en el juicio por la muerte de Manuela Chavero

39views

Después de cuatro días de juicio en la Audiencia Provincial de Badajoz, el jurado popular comienza este jueves por la tarde la deliberación para determinar si Eugenio D. es responsable o no de la muerte de Manuela Chavero, la vecina de Monesterio de 42 años desaparecida en julio de 2006 cuyo cadáver fue encontrado más de cuatro años después en una finca propiedad del acusado, quien declinó ejercer su derecho a la última palabra.

Las partes y el tribunal se reunieron en privado para discutir el objeto del veredicto que se entregará a los 9 miembros del jurado (6 hombres y 3 mujeres) para comenzar la deliberación.

En la última sesión del juicio, tras el testimonio de los peritos del Instituto Nacional de Toxicología, las partes presentaron sus conclusiones definitivas. El fiscal, José Luis Vaquera, modificó sus peticiones y además de solicitar prisión permanente revisable por el asesinato para ocultar una agresión sexual, añadió otro delito independiente de agresión sexual por violación con extrema gravedad, por el cual pidió 15 años de cárcel, e introdujo las agravantes de ensañamiento y de género.

Las dos acusaciones particulares, representadas por Verónica Guerrero (familiares de Manuela Chavero) y Fernando Fontán (hijos y exmarido) junto a la acusación popular, ejercida por Patricia Catalina en nombre de la Asociación Clara Campoamor, se adhirieron a las modificaciones del fiscal. Las partes mantienen también los seis delitos contra la integridad física (2 años de prisión por cada uno).

En cuanto a la responsabilidad civil, la cantidad total demandada a Eugenio D. asciende a 500.000 euros. La defensa, que solicita la absolución de su cliente, argumentó que las modificaciones de la fiscalía ponen al acusado en una situación de indefensión al ampliar los hechos que se le imputan.

Durante su alegato final, el fiscal aseguró que después de las pruebas prácticas, quedó claro que Eugenio D. llamó a la puerta de Manuela Chavero en la madrugada del 5 de julio, la llevó a su casa y la violó, golpeó y posiblemente la asfixió. Recalcó que la versión de una muerte accidental fue desmentida por las pruebas.

La abogada de los familiares de la víctima compartió los hechos presentados por la fiscalía y afirmó que Eugenio D. tenía el crimen planeado y dejó cabos sueltos que lo delataron. Destacó que la muerte de Manuela fue violenta y hubo un ensañamiento claro.

La defensa pidió al jurado que se centrara en las pruebas acreditadas y cuestionó las acusaciones basadas en conjeturas. También se argumentó que la confesión tardía de Eugenio D. fue relevante para encontrar el cuerpo de Manuela y que las agravantes no están justificadas.

Leave a Response